Conoce

Benalmádena

Benalmádena pueblo

Benalmádena, una ciudad única

Benalmádena es un oasis situado en un punto estratégico del litoral Malagueño que pone a tu disposición la oferta en parques temáticos y de ocio más amplia de toda la Costa del Sol.

La Stupa de la Iluminación, el Castillo El Bil Bil o el de Colomares, son algunos de los lugares más icónicos e inolvidables de la costa. Referencia cultural, en Benalmádena se halla el único museo de arte precolombino que hay en España.

Asomada al mundo, la nuestra es una ciudad alegre y vibrante que te espera con los brazos abiertos. Tienes que venir a disfrutar de nuestras noches de marcha, de los deportes náuticos, de la música en vivo, de nuestras estupendas playas y de una gastronomía de primer nivel, capaz de sorprender al paladar más exquisito.

No nos podrás olvidar.

Benalmádena es un oasis situado en un punto estratégico del litoral Malagueño que pone a tu disposición la oferta en parques temáticos y de ocio más amplia de toda la Costa del Sol.

El núcleo urbano histórico del municipio. Levantado a 241 metros sobre el nivel del mar y a 2,7 kilómetros de la costa conserva el sabor de la tradición y el encanto de los pueblos andaluces de montaña. Por su inmejorable y privilegiada situación es un punto desde el que se puede admirar todo el litoral, es, como figura en su escudo, "vigía de la Costa".

Qué visitar

  • Descubre un museo único e inolvidable

    Descubre un museo único e inolvidable

    En la Plaza de las Tres Culturas de Benalmádena Pueblo se encuentra el Museo de Arte Precolombino Felipe Orlando, que alberga una de las más importantes colecciones de piezas arqueológicas de la América precolombina de cuantas hay en España.

    Uno de los referentes culturales más destacados de toda la Costa del Sol, el museo alberga también una colección de numerosas piezas arqueológicas halladas en distintos puntos del municipio que dan una idea de los más de 5.000 años de nuestra historia.

    Recórrela o deja volar tu imaginación y viaja al mundo Inca o conoce a la cultura Maya de la mano de sus vestigios. Vive una experiencia única que no te puedes perder.

  • La Plaza de las Tres Culturas de Benalmádena Pueblo

    La Plaza de las Tres Culturas de Benalmádena Pueblo

    Date una vuelta por el casco histórico de nuestro municipio y descubre el centro neurálgico de Benalmádena Pueblo: La Plaza de las Tres Culturas, presidida por el impresionante obelisco del mismo nombre que marca la entrada al Museo Precolombino.

    El monolito, obra del escultor Francisco Javier Galán, preside el centro de este espacio, completamente remodelado en 2009, que es muchas noches, escenario de numerosos eventos y fiestas populares.

    Mézclate con nosotros, aprovecha la ocasión y siéntate a tapear o a tomar algo en las terrazas de alguno de los establecimientos de hostelería y restauración que jalonan este espacio emblemático tan nuestro.

  • Calle Real de Benalmádena Pueblo

    La Calle Real de Benalmádena Pueblo

    La Calle Real es la más emblemática de Benalmádena. Con más de cinco siglos de historia, este lugar señala el punto de encuentro de vecinos y foráneos. Su trazado en línea recta divide al casco histórico de Benalmádena Pueblo siguiendo un trazado quizás heredado de los tiempos de los árabes, años en los que Benalmádena era una pequeña aldea en la cima de un risco..

    Hoy, llena de vida, luz y color, flanqueada por las casas encaladas típicas de los pueblos blancos andaluces, cruza el núcleo de Benalmádena Pueblo hasta la Plaza de España, donde espera “La Niña”: El gran icono que identifica a Benalmádena en el mundo entero.

  • La Niña de Benalmádena

    La Niña de Benalmádena

    Símbolo de la hospitalidad de un pueblo abierto al mundo.

    En la Plaza de España de Benalmádena Pueblo, en pleno corazón del casco histórico, el rumor de una pequeña fuente arrulla al gran símbolo de nuestra ciudad: La niña de Benalmádena. Obra del célebre escultor Jaime Fernández Pimentel, es una de las piezas más icónicas de toda la provincia de Málaga, como el famoso “Cenachero”.

    Esta singularísima escultura que nos identifica en todo el mundo, cumplió 50 años en 2018 y se inspiró en una niña miembro de una familia de pescadores.

    La niña de Benalmádena, que porta una concha marina entre las manos en actitud oferente, es símbolo de la hospitalidad de un pueblo generoso y abierto al mundo, como el nuestro, que lo mira de frente con una sonrisa y la inocencia de una niña.

  • La iglesia de Santo Domingo de Guzmán

    La iglesia de Santo Domingo de Guzmán

    Belleza y sencillez en un enclave en el que resuena La Reconquista

    Emplazada en un mirador extraordinario en el corazón del casco histórico de Benalmádena Pueblo, esta recoleta iglesia, que es lucero de nuestro pueblo, está situada donde probablemente se encontraba la antigua mezquita, y tuvo que ser reconstruida casi por completo tras el terremoto de 1680.

    Reformada en dos ocasiones a lo largo del siglo XX, en su interior se venera la imagen de la Virgen de la Cruz, que según la tradición, se apareció a unos peregrinos hace siglos no lejos de este enclave. La imagen de la santa patrona de Benalmádena Pueblo es obra del escultor sevillano Antonio Eslava, dado que la original fue destruida por los avatares de nuestra historia.

  • Pasea por el Parque de Los limones

    Pasea por los Jardines del Muro

    El encanto de la antigua muralla musulmana de Benalmádena reinterpretada por el gran arquitecto César Manrique

    Los jardines del Muro de Benalmádena es uno de los lugares más mágicos por el que nuestro pueblo se asoma al mediterráneo.

    Construidos siguiendo el trazado de parte de la antigua muralla musulmana de Benalmádena, de la que apenas si quedan algunos restos dispersos, su diseño es obra del arquitecto canario César Manrique, que reinterpretó en 1980 todo el entorno para convertirlo en un paseo que permite disfrutar de unas espléndidas vistas de la costa.

    Descubre un lugar donde aislarse con las laderas de la montaña y el mar como telón de fondo y vuela con la imaginación hasta donde quieras.

  • Pasea por el Parque de Los limones

    Pasea por el Parque de Los limones

    Sito en el lugar que antaño ocupó la antigua finca Los Limones, este espacio verde de Benalmádena pueblo es uno de los enclaves más bonitos de Benalmádena Pueblo.

    Atravesado por una antigua acequia que servía agua a un molino harinero completamente restaurado, este pulmón verde, de unos 1.500 metros cuadrados, es un lugar tranquilo por el que pasear con los niños antes o después de tapear por las calles de nuestro casco histórico.

    En uno de sus rincones está emplazada la obra de la escultora Elena Laverón “Pareja tomando el sol”. Una escultura icónica a la que los benalmadenses se sienten vinculados y que preside un espacio encantador, ideal para el descanso y la reflexión.

  • Restaurante la Fonda

    Come en el restaurante La Fonda

    El Restaurante la Fonda está situado en Benalmádena Pueblo y ubicado en un hotel que diseño el arquitecto canario César Manrique. La Fonda que es parte de la Escuela de Hostelería de Benalmádena, ofrece una cocina mediterránea y tradicional aunque no faltan las innovaciones y la creatividad.

    Seleccionando los buenos productos de temporada con una elaboración detallista y atrevida, se presentan platos tan apetecibles como: sopa cachorreña con daditos de bacalao y naranja agria; gazpacho tradicional andaluz; rape asado con tocino ahumado, crema de pimientos y alboronía y solomillo de añojo a las tres pimientas.

    Muy buena relación calidad-precio.

    • Teléfono: 677 981 745 - 677 981 747 - 677 906 228
    • Email : lafonda.ma.sae@juntadeandalucia.es
  • El Castillo de Colomares

    El Castillo de Colomares

    Nuestro enclave más fotografiado

    Al pie de Benalmádena pueblo, en la Finca La Carraca, se alza uno de los enclaves más fotografiados de Benalmádena, un castillo que conmemora la figura de Cristobal Colón y del descubrimiento de América que recibe miles de visitas cada año.

    Tienes que conocer este edificio singularísimo, imprescindible, en que se funden estilos arquitectónicos como el neobizantino, el neorrománico, el neogótico y el neomudejar. En su interior existe la capilla más pequeña del mundo, dedicada a Santa Isabel de Hungría y las vistas desde sus jardines, que dominan buena parte de la costa del sol y son únicos, quitan la respiración.

    No te lo puedes perder.

  • Sincretismo y universalidad

    Sincretismo y universalidad

    La Stupa budista de la Iluminación.

    Situada en una ladera de la Sierra de Mijas, casi en el límite de nuestro municipio, la Stupa Budista de la Iluminación, la más grande de toda Europa, atrae las miradas de miles de personas todos los años que vienen a conocer un monumento único.

    Sus excelentes vistas y la luz de sus atardeceres son algo que no te puedes perder en un enclave que respira paz. Con sus treinta metros de altura, acoge en su interior un espacio para la meditación dedicado a la figura de Buda en el momento de la iluminación mística.

    Vive una experiencia inolvidable en la Benalmádena más universal y abierta al mundo.

  • Mariposario

    Mariposario

    Descubre el mayor mariposario de Europa en el interior de un espectacular templo tailandés. Podrás pasear entre más de 1.500 mariposas exóticas de todo el mundo que vuelan en libertad en un entorno tropical entre cascadas y flores.

    Observa cómo nacen, cómo se reproducen estos animales maravillosos y disfruta aprendiendo cosas sobre ellos en un lugar único.

  • Cementerio Internacional

    Testigos silenciosos de nuestro pasado

    Enclave para la quietud y la reflexión, el Cementerio Internacional de Benalmádena Pueblo constituye un ejemplo de la vocación más cosmopolita de nuestro municipio.

    Pionero en su clase, en él descansan los restos de personas de infimitas nacionalidades e, incluso, los agnósticos podían ser enterrados en él, con independencia de su procedencia.

    Entre las personas más ilustres que quisieron descansar entre nosotros se encuentra María Ernestina Bacardi, descendiente del fundador de la célebre marca de bebidas espirituosas, el escritor británico Allen Carr, el príncipe de Suecia Carlos Bernadotte, la actriz Imperio Argentina, o Pal Lukaks, actor hollywoodiense que ganó un Óscar en 1943 por su papel en “Alarma en el Río”, junto a la inolvidable Bette Davis.

Nexo de unión entre Benalmádena Pueblo y Benalmádena Costa. Es un pueblo dentro de otro pueblo con la montaña y el mar como imaginarias fronteras. Arroyo de la Miel es el núcleo comercial más importante del municipio; unido a la Costa por modernas urbanizaciones con jardines pintorescos, mezcla su arquitectura más moderna con la típica andaluza. Con excelentes comunicaciones ofrece una calidad de vida capaz de satisfacer todas las demandas.

Qué visitar

  • La Tribuna

    La Tribuna

    Date una vuelta por el centro de Arroyo de la Miel y descubre el edificio de La Tribuna, construido en el siglo XVIII, que es el vestigio más importante de cuantos la primera revolución industrial dejó en nuestro municipio.

    Toda la zona fue un complejo para la producción de papel creado en 1784. Gracias a un conjunto de molinos papeleros ya desaparecidos que aprovechaban los numerosos cursos de agua que nacen en nuestra sierra, en el Arroyo de la Miel del siglo XVIII se producía papel para la Real Fábrica de Naipes de Macharaviaya.

    Muy cerca del edificio La Tribuna, está la Plaza de España y el arco adintelado de San Carlos, también dieciochesco, que marcaba la entrada a al conjunto del ingenio papelero.

    En Benalmádena, la historia está a pie de calle.

  • Descubre la Tajea.

    Descubre la Tajea.

    Esta canalización de agua centenaria es el último de los vestigios de las infraestructuras hidráulicas construidas en Benalmádena en el siglo XVIII y por ella se conducía el agua desde los manantiales de la sierra hasta los molinos papeleros que hubo en Arroyo de la Miel.

    Sus restos se encuentran en la Avenida Ciudad de Melilla, y dan idea de la pujanza económica que alcanzó el municipio en aquel momento de la historia.

    Vinculados al origen de este núcleo poblacional de nuestra localidad, su estructura, sobre cuatro arcos de medio punto constituye uno de los puntos de interés de la ciudad y son fundamentales para entender nuestra historia.

  • El corralón

    El corralón

    La Plaza de España o “El corralón” es otro de los lugares con más encanto de nuestro municipio. Alrededor de este enclave se desarrolló lo que hoy es Arroyo de la Miel y en su entorno hay desde vestigios árabes, hasta un portal neoclásico levantado en este lugar en 1791: El Arco adintelado de San Carlos.

    Parte de un complejo papelero fundado en el siglo XVIII, en este lugar residieron los primeros habitantes de esta parte del municipio, razón por la que la plaza de España está unida a los recuerdos de varias generaciones de benalmadenses.

    Transformada ya en la segunda mitad del siglo XX en una plaza, en la actualidad constituye un lugar lleno de encanto frecuentado por numerosos turistas deseosos de tomar contacto con algo de la Benalmádena más auténtica y tradicional.

  • Tradición y vanguardia en la Casa de la Cultura.

    Tradición y vanguardia en la Casa de la Cultura

    Sede del Festival Internacional de Cortometrajes y Cine Alternativo de Benalmádena, heredero de la mítica Semana Internacional del Cine de Autor, este inmueble de estilo arquitectónico típicamente andaluz sito en la Plaza de Austria de Arroyo de la Miel, es el centro neurálgico del arte y la cultura en nuestra ciudad.

    Construido en 1981, su patio central se emplea a veces como sala de exposiciones y en su auditorio tienen lugar numerosas representaciones teatrales y eventos, como la Gran Gala Final del Concurso de Comparsas y Chirigotas del Carnaval de Benalmádena, al que acuden agrupaciones desde toda Andalucía.

  • El Parque de la Paloma

    El Parque de la Paloma

    Enamórate en uno de los grandes pulmones verdes de la Costa del Sol Occidental.

    Elegido uno de los parques más bellos de Europa en 2015, el Parque de la Paloma se encuentra en el mismo corazón de Benalmádena, a 100 metros de la Playa de Santa Ana, y se extiende sobre una superficie de unos 200.000 metros cuadrados.

    Esta sucesión de espacios verdes, fuentes y estanques, habitada por toda clase de animales, como cabras, conejos, patos o palomas, fue diseñado por el arquitecto Eduardo Caballero y es uno de los lugares más románticos de nuestro municipio, además de constituir un contrapunto extraordinario que permite a propios y extraños disfrutar de momentos de descanso .

    Ven con tus niños. Trae a tu pareja y pasa una tarde inolvidable en este entorno de ensueño único en la Costa del Sol.

  • Conoce la Plaza de la Mezquita

    Conoce la Plaza de la Mezquita

    Una referencia de la diversión y las noches de fiesta en Arroyo de la Miel

    En Benalmádena cualquier día es bueno para salir a tomar algo con tu pareja o tus amigos. Visita la Plaza de la Mezquita, en pleno centro de Arroyo de la Miel, que es uno de los puntos neurálgicos para el ocio en nuestro municipio.

    Con un escenario en el que tienen lugar espectáculos a lo largo de todo el año, descubre la amplia oferta en restauración y bares de copas que convierten a este enclave en fundamental para pasarlo bien con quien tú quieras.

  • El Teleférico de Benalmádena

    El Teleférico de Benalmádena

    Con una longitud de más de 5.000 metros, la infraestructura del teleférico de Benalmádena te permitirá llegar hasta la cima del monte Calamorro y su área recreativa en pocos minutos disfrutando de unas emocionantes vistas de la ciudad.

    Inaugurado en el año 2000, supera un desnivel de aproximadamente 700 metros y es una de las grandes atracciones turísticas de Benalmádena.

    No te la puedes perder.

  • Tívoli

    Tívoli

    Disfruta de espectáculos de animación infantil, shows de variedades, galas y conciertos que tienen lugar durante toda la temporada. Visita con tus niños esta referencia de la Costa del Sol con más de 40 atracciones, o ven con tu pareja y vibra en nuestra Plaza del Oeste.

    Tívoli dispone de una amplia variedad de instalaciones de hostelería: restaurante chino, pizzería, cervecería, heladerías y burguers tematizados para satisfacer tu apetito como más te guste.

A lo largo del término municipal se extiende Benalmádena Costa, con casi 9 kilómetros de cuidadas y limpias playas, dotadas de los más variados servicios. Las finas arenas alternan las playas bulliciosas con pequeñas calas íntimas que gracias a la climatología de la zona, pueden disfrutarse todo el año. Un moderno puerto deportivo con más de mil puntos de atraque, y una cuidada oferta de servicios hacen las delicias de los visitantes que cada año acuden al municipio.

Qué visitar

  • El Puerto Deportivo de Benalmádena

    El Puerto Deportivo de Benalmádena

    Una puerta abierta al Mediterráneo

    Hoy nuestro puerto es una de las marinas deportivas más importantes de Andalucía. Moderno y equipado con las más modernas tecnologías para ofrecer un servicio impecable a sus clientes, nuestro puerto es la gran apuesta de Benalmádena por un modelo turístico sostenible y de calidad.

    Atractivo y dinámico, el Puerto ha sido sede de numerosas competiciones náuticas de ámbito nacional e internacional capaces de atraer hasta sus dársenas a miles de personas y es una referencia de la pesca de altura y la vela deportiva gracias a un calendario de actividades que no tiene igual en nuestro entorno.

    Su Club Náutico Marítimo, que ofrece clases de vela, buceo, Jet Ski, su Escuela Náutica Municipal, donde se forma la cantera de los que serán nuestros futuros “lobos de mar” y un auditorio completamente equipado para acoger foros y encuentros, lo convierten en una pieza clave que nos permite recibir a todos con los brazos abiertos.

    El Puerto Deportivo de Benalmádena lo tiene todo.

  • El Paseo Marítimo

    El Paseo Marítimo

    Un largo paseo junto a playas de fina arena para dejarte llevar por las sensaciones.

    El litoral de Benalmádena dispone de un total de 17 playas completamente equipadas, la mayoría de las cuales son accesibles desde un animado paseo marítimo de varios kilómetros de longitud que, en la práctica recorre el término municipal casi desde un extremo hasta el otro. Al pie del paseo encontrarás chiringuitos, restaurantes, hoteles, restaurantes, tiendas y numerosos locales para que no le falte nada a tus vacaciones.

    Las playas orientales de Benalmádena son amplias, mientras que las que miran hacia occidente son calas rocosas, muchas veces algo aisladas por pequeños acantilados y, por ello, tranquilas, ideales para pasar desapercibido.

    Unida al mar desde tiempos inmemoriales, en muchas de las playas de Benalmádena puedes practicar el buceo, de hecho, en algunas de ellas, como La Viborilla o Las Yucas, disfrutarás de unas preciosas formaciones rocosas submarinas y hasta podrás visitar los restos de un velero hundido en el siglo XIX.

  • Centro de Exposiciones de Benalmádena Costa

    Centro de Exposiciones

    Toma el pulso al arte y la cultura

    Construido enteramente en ladrillo, para evocar el estilo arquitectónico de las murallas nazaríes, en el Centro de Exposiciones de Benalmádena Costa late algo del pulso cultural de nuestro municipio. Resultado de una iniciativa cultural del Ayuntamiento que nació con el objetivo de poner al alcance de todos las diferentes disciplinas artísticas: Pintura, escultura, arquitectura, diseño, grabado, fotografía o muestras históricas, tienen lugar en sus dependencias todo un conjunto de actividades y propuestas culturales, educativas, divulgativas, sociales o de ocio.

    Diseñado para servir como Centro de Exposiciones que permitiera situar al municipio en los circuitos nacionales e internacionales de arte, el Centro de Exposiciones ha acogido en los últimos años muestras de Goya, Dalí o Miró, entre otros.

  • Las Torres vigías

    Las Torres vigías

    Testigos mudos de viejas historias de marinos errantes y piratas.

    En Benalmádena se erigen tres torres vigías centenarias que dan idea del valor estratégico que tuvo el emplazamiento de nuestro municipio para las gentes de la antigüedad.

    Construidas en diferentes momentos a lo largo de los siglos XIV y XVI, estas torres, que incluso aparecen referenciadas en el escudo del municipio, permitían una amplia vista sobre la costa y el Mar de Alborán, además de servir para comunicar la localidad con otras torres y pueblos cercanos mediante un sistema de señales de fuego y humo con la finalidad de advertir de la presencia de navíos enemigos y reclamar su ayuda ante ataques que, hasta finales del siglo XVII, fueron frecuentes.

    Construidas en diferentes momentos a lo largo de los siglos XIV y XVI, estas torres, que incluso aparecen referenciadas en el escudo del municipio, permitían una amplia vista sobre la costa y el Mar de Alborán, además de servir para comunicar la localidad con otras torres y pueblos cercanos mediante un sistema de señales de fuego y humo con la finalidad de advertir de la presencia de navíos enemigos y reclamar su ayuda ante ataques que, hasta finales del siglo XVII, fueron frecuentes.

    La Torre Vigía de Torremuelle es probablemente la más antigua y tiene su origen en un pequeño asentamiento fenicio que fue más tarde ampliado y reforzado por Roma, que llegó a construir un embarcadero en este punto cuyos restos, en la actualidad, permanecen sumergidos.

    La Torre Bermeja, la más emblemática y popular de todas, emplazada a la entrada de nuestro Puerto Deportivo, es originalmente de construcción musulmana y la Torre Quebrada, que da nombre a toda una barriada de nuestra localidad, constituye el punto más estratégico de la costa entre Torremolinos y Fuengirola. Su aspecto actual es resultado de su última reconstrucción, en 1567.

  • Yacimientos arqueológicos

    Yacimientos arqueológicos

    En Benalmádena el pasado está a flor de piel. Pasea por Benalmádena Costa y encuéntrate con él en el yacimiento arqueológico romano de Los Molinillos, en el de Benalroma, en las suaves laderas con sabor fenicio del Cerro de la Era o de Torremuelle.

    Adéntrate en la sierra y descubre el lugar de nuestros primeros pobladores, la cueva del Toro, habitada hace más de 18.000 años, la Cueva de la Zorrera, la de Los Botijos, que es uno de los yacimientos neolíticos más importantes de la provincia.

    Un paseo por estos enclaves de nuestra sierra te ofrece unas posibilidades casi infinitas por unos espacios naturales desconocidos, de gran valor histórico y paisajístico.

  • Rotonda de los Molinillos

    Rotonda de los Molinillos

    Esta rotonda está ubicada en la confluencia de la Avenida Antonio Machado con la Avenida Federico García Lorca. Encrucijada de poetas frente a la playa de Santa Ana, a pocos metros del yacimiento romano de Los Molinillos, está decorada por una serie de mástiles similares a los de un barco velero con molinillos de colores que se mueven con el viento.

    De evidente tono lúdico, este conjunto escultórico fue diseñado por Angel Cañizares, arquitecto y decorador de cine de inolvidables películas de Samuel Bronston, como "55 días en Pekín", "Papillon", "Doctor Zhivago", entre otras.

  • Auditorio Municipal

    Auditorio Municipal

    El Auditorio Municipal de Benalmádena es un lugar de encuentro para las actividades culturales que se organicen en el municipio, especialmente en la época estival, en la que todos los años se ofrecen actuaciones de todos los géneros.

    El Auditorio Municipal es un recinto moderno que cuenta con unas instalaciones funcionales y con los servicios apropiados para la celebración de todo tipo de eventos al aire libre. Dispone de 1.177 butacas dispuestas en diversas zonas y con amplios pasillos de distribución.

  • La magia de un castillo al pie de las olas

    Castillo El Bil Bil

    La magia de un castillo al pie de las olas

    Deja a un lado la algarabía de Benalmádena Costa y sumérgete en uno de nuestros enclaves más emblemáticos y llenos de encanto: El Castillo El Bil Bil. Un palacete de estilo "neoalhambrista" construido al borde del mar que evoca nostálgicamente el clásico estilo de la arquitectura andalusí construido a principios del siglo XX.

    Proyectado inicialmente como la residencia veraniega de un matrimonio extranjero, inmensamente rico, tras ser completamente restaurado en los años 80, es en la actualidad un centro cultural en el que se celebran numerosas exposiciones, recitales y conferencias.

    Delicado y sorprendente, el Castillo El Bil Bil fue escenario del rodaje de numerosos films nacionales e internacionales, alguno de ellos protagonizado por el actor Boris Karloff, protagonista de la mítica película "La novia de Frankenstein", que conoció este edificio singularísimo en 1967.

    Benalmádena fue lugar de retiro y descanso de algunas estrellas de cine, como Imperio Argentina o Alain Delon.

    En sus inmediaciones se encuentra la escultura de Ibn Al Baytar, considerado uno de los botánicos, médicos y farmacólogos andalusís más influyentes de la Edad Media. Aunque no hay fuentes históricas que lo aseguren, se le considera la figura histórica más importante nacida en Benalmádena.

  • Escultura y Templete del Buda Feliz

    Escultura y Templete del Buda Feliz

    Escultura en mármol blanco de un Buda sentado, figura relacionada por la cultura china con la buena suerte, la abundancia y la hospitalidad. El conjunto se completa con dos leones y un templete típico oriental.

    Esta obra es fruto de una donación a Benalmádena de las autoridades del pueblo chino de Dongying, por el hermanamiento entre ambos.

  • Templo Hindú

    Templo Hindú

    Una muestra más de la hospitalidad y el sincretismo al que está abierta Benalmádena es su templo hindú, situado junto al Parque de la Paloma. Imitación de los templos Khajuraho, este edificio religioso dispone de una sola planta con cinco pequeñas cúpulas que representa una carroza divina que se apoya en la tierra y aposenta a los dioses. En la entrada hay un pequeño templete denominado Shivlink.

    Este templo es punto de referencia para toda la comunidad hindú residente en la Costa del Sol.

  • Selwo Marina

    Selwo Marina

    Descubre un parque acuático y de animales que te permitirá conocer de cerca fauna de todo el mundo. Vive experiencias inolvidables cerca de delfines y leones marinos, en exhibiciones de aves exóticas y charlas sobre las diferentes zonas y especies del parque, como la Amazonia o los Trópicos.

    Interactúa con pingüinos y participa en su alimentación. Báñate con los leones marinos y llévate un recuerdo fotográfico con las especies más fascinantes y representativas.

    Benalmádena es inolvidable.

  • Sea Life

    Sea Life

    Pasea entre tiburones en un acuario único en la Costa del Sol. Una opción ideal para que los niños tomen contacto con la vida marina en un entorno cuidado que asombra por su belleza y originalidad en pleno corazón de nuestro Puerto Deportivo.

    No puedes dejar pasar la experiencia de tocar estrellas de mar, tortugas y rayas con tus propias manos en un estanque capaz de dejarte boquiabierto.

    Más de 5.000 especies de criaturas marinas te esperan.

  • La dársena comercial de Puerto Marina

    La dársena comercial de Puerto Marina

    Moda y restauración de prestigio junto al mar

    Nuestro puerto identifica a Benalmádena en todo el mundo. Una de las mejores marinas del Mediterráneo, es la más amplia de toda la costa andaluza y junto a sus muelles y más de 1.100 atraques se encuentra una parte importante de lo mejor de nuestra oferta de ocio y restauración: Hoteles, restaurantes, pubs, tiendas y un acuario único en la Costa del Sol. Todo al alcance de tu mano en un entorno abierto a la ciudad que recibe cientos de miles de visitantes cada año.

    Auténtica joya de la corona de nuestro patrimonio turístico, lo tienes todo por descubrir en un entorno exclusivo cuya arquitectura, de tono entre andalusí e ibicenco, enamora.

    Combina un día de compras, disfruta de la mejor gastronomía o disfruta del mejor ambiente en uno de nuestros enclaves imprescindibles.

    Benalmádena y su puerto: Imposibles de olvidar.

Cookies UI